Juan Ramón Rallo – Liberalismo: Los 10 principios básicos del orden liberal (8)

Principio #8: libre mercado (las personas también tienen derecho a asociarse económicamente con otras personas)
Retrospectivamente, la principal forma de asociación ha tenido una finalidad económica, y es por eso mismo que merece un tratamiento más detallado.

Los corolarios económicos del liberalismo: que cada individuo se dedique a desempeñar las actividades económicas que desee (libertad de elección de oficio); el derecho de propiedad no se limita a la propiedad sobre los bienes de consumo (propiedad privada de los medios de producción); libertad para transferir cualquier bien o servicio a terceros (libre comercio); bajo un orden político liberal, la libertad de asociación permite conformar uniones estables entre pseronas con el propósito compartido de producir bienes o servicios mediante la puesta en común de sus respectivos recursos materiales y humano (libre empresa); y el derecho a desarrollar una actividad, disponer de los medios de producción, comerciar o crear una empresa sin cortapisa alguna por parte de los productores que ya se hallan establecidos en el mercado (libre competencia).

Puesto que, como se mencionó, la principal asociación tuvo propósitos de corte económico, la división del trabajo les permitió incrementar su productividad, tanto para vender el excedente que se producía como para incrementar sus niveles de consumo, y es que la especialización justamente habilita a eso: a dejar de producir para subsistencia y generar excedentes. Pero además de eso, la especialización permite mejorar las habilidades del individuo, beneficiándolo de manera directa. Adicionalmente a ello, también es preciso mencionar que el liberalismo es capitalista, que el capitalismo permite mejorar la productividad y el salario de los trabajadores, y que en esencia de lo que trata el capitalismo es de la acumulación de bienes de capital, esto es, herramientas que permiten mejorar en cantidad y calidad los bienes de consumo, mismo al que hay que renunciar temporalmente , es decir, ahorrar para que posteriormente, en el marco del libre mercado, esos ahorros puedan canalizarse hacia modelos productivos que aporten valor para la sociedad.-

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s